Saltar al contenido principal

Panettone con manzana y pasas

Igual conoces este maravilloso postre navideño de origen italiano que te traemos hoy, pero hemos querido rendirle un homenaje porque además de ser uno de los postres que “menos engordan” en estas fechas, puede realizarse con fruta fresca, que es lo que más nos gusta.
¡Una vez lo hagas, dura varios días fresco y tierno… deja algo para los demás!

Ingredientes:

  • 500 grs de harina
  • 100 grs de azúcar
  • 80 grs de mantequilla
  • 150 cc de agua (preferiblemente tibia)
  • 2 huevos
  • 40 gramos de levadura
  • pizca de sal
  • canela a gusto
  • 500 grs manzanas golden
  • 100 grs de pasas

Elaboración:

Lo primero que deberás hacer será unir la levadura con el agua tibia diluyendo esta primera.

Con la mitad de la harina en un bol, haz un hueco en el medio y coloca la mezcla de la levadura diluida, agrega también el azúcar y la mantequilla derretida y los huevos a temperatura ambiente. Una vez mezclado, irás añadiendo poco a poco agua tibia para amasar y formar la masa. Para contrarrestrar la textura poco a poco puedes agregar el resto de la harina. Verás que se empieza a formar un bollo si lo amasas enérgicamente. Cuando creas que la textura de tu bollo es correcta y ya no se te pega ni a las manos ni al bol, déja descansar la masa tapada con un paño o film durante 30 minutos.

Entonces, podrás quitar el film y amasar enérgicamente, estírala en una superficie plana y forma un rectángulo.

Ahora es el momento de agregar nuestra fruta cortada y limpia. Las manzanas golden en láminas junto a las pasas, el azúcar y la canela al gusto. Una vez cubierta la masa, deberemos hacer un rollo alargado con la misma y bien apretada cortarla en trozos grandes que colocaremos hacia arriba en nuestra budinera previamente untada con mantequilla.

Ya esta nuestro panettone casi listo, ahora sólo deberemos dejarlo elevarse hasta que duplique su volumen (más o menos 1 hora) y luego llevar a un horno precalentado durante aproximadamente 40 minutos a 180º.

Antes de desmoldarlo, déjalo enfriar.

A la hora de servir:

Una buena idea que ayudará a tu presentación de este postre tan emblemático puede ser servirlo junto a una bolita de helado de vainilla, o una flor de nata montada.

Así contentarás a los más golosos de la casa.